domingo, febrero 05, 2006

Reglas

Las reglas representan la mejor prueba de la desconfianza que el hombre siente por su raza. Al colocar deberes y derechos a los ciudadanos de una nación o región geopolítica se incurre en el grave pecado de dudar de la capacidad de discernimiento que el ser posee, el tomar ésta decisión es el optar por el mecanismo de control más simple, la coacción.

Se prefiere ordenar el cumplimiento de un código legal a enseñar valores porque esta primera opción es la vía sencilla para establecer el orden. ¿Por qué no inculcar valores en los jóvenes desde el ceno familiar? ¿Por qué no hacerles entender lo que está bien y lo que está mal? ¿Por qué obligarlos en vez de mostrarles? Porque en la sociedad actual la flojera y las ganas de que otros trabajen por nosotros son valores intrínsecos en el ser humano.

No hay comentarios: